Saltar al contenido

Batido de Vainilla

batido de vainilla

En esta entrada te vamos a enseñar cómo se hace uno de los milkshake más conocidos y buenos que existen. Se trata de un Batido de vainilla que a diferencia de los preparados industriales tiene mucha menos grasa y por tanto es más saludable. Aun así, la presencia del helado y resto de ingredientes hacen que sea altamente calórico, por lo que tenemos que consumirlo con moderación. Algo más fácil de decir que hacer, por cierto. ¿Te mueres de ganas de probarlo? ¡Pues vamos a la cocina!

Ingredientes

  • Medio kilo de helado de vainilla.
  • Un vaso de leche entera.
  • 100 gramos de hielo picado.
  • 2 cucharadas de azúcar de coco o azucar avainillado (si no tienes por supuesto que vale azúcar blanco normal, moreno, panela o incluso edulcorante o miel).
  • Opcional: una vaina de vainilla.
  • Opcional: nata y sirope caramelo o chocolate para la decoración.

Cómo hacer Batido de vainilla

  1. En un recipiente adecuado para la licuadora o batidora echamos el hielo y lo trituramos.
  2. En el mismo vaso, incorporamos el helado, la leche, el azúcar y la vaina de vainilla si vamos a usarla. No es obligatoria, pero aumentará el aroma y sabor de la receta.
  3. A continuación, triturarnos todos los ingredientes durante unos minutos hasta conseguir una crema fina y homogénea.
  4. Vertimos el líquido en un vaso o copa y decoramos con nata y sirope de chocolate, para delicia de los más golosos de la casa.
  5. Ya está listo nuestro exquisito y cremoso Batido de vainilla, una bebida refrescante que apetece en cualquier época del año, sobre todo cuando hace mucho calor. ¡Que lo disfrutes!

Como hemos comentado, este milkshake engorda bastante. Sin embargo, eliminaremos un montón de calorías de la receta si no usamos nata o sirope de chocolate. En su lugar, podemos emplear canela o nuez moscada para aportar matices de aroma y sabor muy sugerentes. En cuanto a la leche, en vez de entera prueba con semidesnatada o desnatada. También puedes emplear productos de origen vegetal, como por ejemplo leche de almendras o avena para no depender de una base láctea.  

¿Qué helado utilizar? El mejor es el casero, pero si no tienes tiempo para hacerlo simplemente elige la marca que más te guste. En el mercado actual existen productos descremados o que no tienen azúcar, que van a reducir en gran medida las calorías de la receta e incluso la vuelven apta para diabéticos. También podemos encontrar helados para veganos, que de paso permiten disfrutar de este batido a los intolerantes a la lactosa.

Si nuestra batidora no tiene demasiada potencia, se aconseja comprar el hielo directamente picado. Su presencia, unido al hecho de que podemos usar ingredientes vegetales, hacen que este milkshake esté a medio camino de un smoothie, con una textura más ligera, sana y muy refrescante. ¡Pero igual de rico!

Resumen
recipe image
Receta
Batido de vainilla
Tiempo de preparación
Puntuación media
51star1star1star1star1star Based on 1 Review(s)